food film

Tarta cubierta de fondant (Gradient Cake)

Gradient Cake from Not Without Salt on Vimeo.

¿Qué me decís de la nueva moda de las tartas con fondant? Se hacen maravillas con esta cobertura que se originó en el Renacimiento cuando los pasteleros, con bajo presupuesto y ante la falta de azúcar, empezaron a hacer una pasta con agua, azúcar y almendra para decorar su repostería. Con el tiempo se extendió su uso en toda Inglaterra y después en los paises anglosajones y como no, finalmente, en Estados Unidos, donde estas tartas son adoradas. Y de allí, cruzando el charco, han llegado a España donde se han puesto de moda en fiestas, bautizos, comuniones y cumpleaños felices. Todo el mundo apuesta por estas tartas cubiertas. Desde mi punto de vista tan importante es el exterior como el interior y si alguna vez os animais a hacerlas rellenarlas muy bien para que queden bien sabrosas ya que suelen ser tartas bastante secas para que la humedad no dañe el fondant.

En poco más de dos minutos podéis ver cómo se hace una tarta con pasta de azúcar y lo preciosa que queda. Quizás os animéis a hacerla. ¿no?

Feliz día!

 

Crêpes Suzette

Crêpes Suzette from Sun Studios Productions on Vimeo.

Hoy os dejo con un precioso vídeo de crêpes flambeados con caramelo de naranja, estupendos para hacer en una tarde de domingo con amigos o en familia. Son fáciles de hacer y son deliciosos! También os dejo con la receta, esta vez de mi cosecha.

Ingredientes:

Para las crêpes:

100 gramos de harina.
50 gramos de mantequilla.
2 huevos.
250 mililitros de leche.
Una cucharada de azúcar.

Para la salsa:

75 gramos de mantequilla.
50 gramos de azúcar.
El zumo de dos naranjas medianas.
La ralladura de una de las naranjas.
50 mililitros de Grand Marnier o Coñac.

Utensilios necesarios:

Una batidora y su bote.
Una sartén para crêpes o una sartén antiadherente.
Una sartén para flambear.
Una cuchara o pala de madera.
Un plato.
Rallador para la piel de naranja.

Preparación:

En el bote de la batidora poner la harina, los huevos, la mantequilla y la leche tibia con el azúcar. Batir hasta obtener una masa homogénea. Hacer las crêpes en la sartén untada con mantequilla. Dejar caer la cantidad necesaria para cubrir el fondo, la crêpe cuanto más fina sea mejor. Dorar las crêpes por un lado y darle la vuelta cuidadosamente y dorar por el otro lado. Después apilar los crêpes en un plato. Limpiar bien una naranja y rallar su piel, sin que se llegue a la parte blanca que amarga. En una sartén derretimos la mantequilla junto con el azúcar, añadimos el zumo de las naranjas y dejamos en el fuego hasta que reduzca y tenga mayor consistencia. Colocamos las crêpes sobre la sartén pero dobladas por la mitad y luego vueltas a doblar, con lo que tendrán forma de triángulo. Y dejar cocer un minuto aproximandamente, añadiendo la ralladura de la naranja. Ya solo queda rociar con el vaso de licor y flambear, es decir prenderle fuego. (Cuidado, los niños alejados de la cocina) Acompañar con nata montada o frutas rojas.

¿Os apetece la idea?

EAT

EAT from Rick Mereki on Vimeo.

Si viajáis, sea donde sea, al pueblo de al lado o a 10.000 km de distancia, no dejéis nunca de probar los platos típicos de cada sitio o de cada país, hay tanto por descubrir!

Y es que quien vaya a Portugal y no se coma un plato típico de bacalao, quien se acerque a Bruselas y no se tome unos deliciosos mejillones con patatas, quien viaje a New York y no se tome un perrito caliente callejero y quien vaya de vacaciones a la costa del sol y no pruebe su pescaito frito, realmente no estará viajando.